Noticias

Convocatoria año 2014 Doctorado en Ciencias, mención Neurociencia

 

 

 

 

Nuestro Programa está destinado a formar investigadores interesados en el desarrollo, la estructura, y la función del sistema nervioso. Las fortalezas del Programa se encuentran en la fisiología molecular y biofísica, la neurociencia computacional, la neurociencia sensorial, la plasticidad neuronal y la neuropatología, y el desarrollo y la neurogenética. Nuestro programa existe desde el 2002 y se encuentra acreditado hasta 2017

Todo estudiante chileno o extranjero aceptado al Programa tendrá financiamiento garantizado por 4 años. El Programa de Doctorado cuenta con un convenio de doble titulación con La Scuola Internazionale Superiore di Studi Avanzati de Trieste (SISSA), Italia (www.sissa.it).

La Convocatoria año 2014 estará abierta hasta el 1º de noviembre. Los interesados deben seguir las instrucciones de nuestra página web www.dnuv.cl bajo la pestaña “Para postulantes”. Se les solicita además registrarse en:

“Dirección de Postgrado y Postítulo de la Universidad de Valparaíso”.

Consultas: 032-2508453 secretaria.dnuv@uv.cl

 

Leer más...

Escolares de segundo ciclo aprenden sobre “La química del cerebro”

Fuente: Explora-CONICYT 29/08/13

La doctora Ana María Cárdenas dio una charla sobre “La química de cerebro” a escolares de 5° a 7° año básico.

En el marco del ciclo de Charlas de neurociencia “¿Que tienes en mente”, organizado por el Proyecto Asociativo EXPLORA Valparaíso y el Centro Interdisciplinario de Neurociencia de la UV, la doctora Ana María Cárdenas entregó este miércoles 29 de agosto, en la escuela Santa Ana de Valparaíso la charla denominada “La química del cerebro”.


La charla fue presenciada por estudiantes de segundo ciclo de educación básica quienes participaron activamente de una muy dinámica charla, que planteó algunas interrogantes como: ¿Qué es el cerebro? ¿Cómo funciona el cerebro? y ¿Cómo cuidar nuestro cerebro?

Para explicar la sinapsis cerebral, la doctora supo ser muy entretenida, los mismos asistentes jugaron a ser una neurona para explicar temas tan complejos como la neurotransmisión de manera sencilla.

Además de explicar conceptos claves del cerebro y las neuronas, Cárdenas mencionó que es necesario estimular nuestro cerebro ejercitándolo física y mentalmente, y también manteniendo una dieta adecuada rica en pescado y frutos secos.

La escuela Santa Ana se encuentra ubicada en la Calle Santo Domingo 104, en el barrio porteño de La Matriz, justo al lado de este establecimiento se encuentra abandonado el edificio Santiago Severín donde se construirá un nuevo y moderno Centro de Neurociencia para Valparaíso, por lo que no es casualidad que una de las charlas “¿Que tienes en mente?” llegara hasta los alumnos de este establecimiento.

Sobre la doctora Cárdenas

La expositora Ana María Cárdenas es Químico Farmacéutico formada en la Universidad de Chile y Doctor en Neurociencia de la Universidad Complutense de Madrid. Actualmente su área de trabajo es la Sinapsis y la Neurotransmisión, y trabaja como profesora de tiempo completo en el Centro Interdisciplinario de Neurociencia de Valparaíso.

Leer más...

La verdadera felicidad se puede leer en los genes

Fuente: El Mercurio 01/09/2013 (Ver)

El tipo de bienestar buscado influye en la salud:
Estudio en 80 voluntarios sanos reveló que quienes se inclinan por el placer individual o hedonismo tienen las defensas más bajas que quienes alcanzan su bienestar compartiendo con los demás.

 

 

Hacer reír a los niños hospitalizados es la labor de algunos voluntarios, quienes utilizan la risa como una forma de hacer felices a los demás.

     Desde hace mucho tiempo se conoce que la rabia, el estrés o el temor influyen negativamente en las personas y terminan enfermándolas. También que el optimismo y el bienestar psicológico tienen un impacto positivo en la salud.

     Pero nunca se había analizado qué sucede con el tipo de bienestar o de felicidad que la gente busca. Si da lo mismo aspirar a un bienestar individual, o hedonista, o tratar de alcanzar una felicidad más trascendente, que incluya a los demás.

     Para aclarar esto, un grupo de investigadores de las universidades de California y Carolina del Norte estudiaron a 80 voluntarios sanos. A todos les aplicó un cuestionario para ver el grado de bienestar en que se encontraban, y después se les tomó una muestra de sangre para analizar el genoma de sus glóbulos blancos. Y aunque disfrutan sus vidas, tanto en los que buscan una felicidad más individual o en quienes se inclinan por compartirla, la traducción en sus genes es completamente diferente.

     Así, se vio que quienes persiguen un bienestar hedonista que se refleja, por ejemplo, en consumo y entretención individual, tenían una genética que producía mayores niveles de inflamación y menor inmunidad para defenderse de las infecciones.

     En tanto, los que viven un estado de bienestar llamado eudemonía –del griego plenitud-, que se traduce en una vida con propósito y en colaboración con los demás, más allá de la autogratificación, tenían bajos niveles de inflamación y mejores defensas.

     El estudio fue publicado en la revista Proceedings, de la Academia Nacional de Ciencias de EE.UU., y es una importante evidencia a favor de la llamada psicología positiva.

Voluntarios como Techo permiten a los jóvenes trabajar por metas de vida más trascendentes, que mejoran la calidad de vida de otros.

Biología inteligente

     Según Steven W. Cole, profesor de medicina de la U. de California, en Los Angeles, y uno de los autores del trabajo, “lo que este estudio nos dice es que hacer el bien y sentirse bien tienen efectos muy distintos en el genoma humano, aunque ambos generen niveles similares de emociones positivas”.

     En su opinión, “nuestro genoma es mucho más sensible a las diferentes formas que tenemos de alcanzar la felicidad, comparado con nuestra mente consciente”. Por supuesto, los genes no perciben ni juzgan estos comportamientos, por lo que, según Cole, es muy probable que estos distintos perfiles genéticos expresen una estrategia de la evolución que favorece el trabajo por el bien común.

     “Esto es parte de la evidencia científica creciente en el campo de la psicología de la felicidad, el que ha tenido un fuerte desarrollo en los últimos cinco años”, explica el doctor Ramón Florenzano, investigador de la Facultad de Psicología de la U. del Desarrollo y jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital del Salvador. Este trabajo corrobora, según dice, la distinción que ya hacía Aristóteles al hablar de estos dos niveles de bienestar. “Aunque ambos están muy relacionados y las personas viven ambos aspectos, lo cierto es que la búsqueda de una felicidad más profunda proporciona mejores defensas contra las enfermedades”, agrega.

     Para el doctor Alexis Kalergis, la diferencia entre una felicidad más personal o de alegrías efímeras y otra más social o de satisfacciones más profundas tendría relación “con el estado emocional del cerebro y el tipo de hormonas que se liberan en cada caso, las que favorecen la expresión de unos genes o de otros”.

     Lo notable de este trabajo, según John Ewer, investigador del Centro Interdisciplinario de Neurociencia de Valparaíso, es que “nos muestra cómo la conducta de las personas influye en la expresión de sus genes. Es como si nuestro cuerpo y nuestras células hilaran más fino que nuestra mente”.

     Según explica, esta investigación demuestra que “somos animales sociales, y que nuestra salud estará mejor si somos felices haciendo partícipes a los demás, que sólo vivir preocupados por la propia felicidad”.

     El doctor en psicología Andrés Mendiburo, académico de la U. Diego Portales, cree que esta evidencia respalda “la importancia de tener buenas redes sociales, así como de practicar yoga o mindfulness, que tienen un impacto positivo a nivel social”.

    Cole dice que el propósito es un concepto elástico, que no necesariamente implica renunciar a cosas, sino “sólo pensar primero en el otro, o proponerse una meta que vaya más allá de la simple gratificación, dice.

 

Leer más...

¿Cómo será el hombre después del hombre?

Fuente: El Mercurio 24/08/13 

Mientras algunos aventuran cambios importantes en nuestra fisonomía para los próximos milenios, la longevidad marcaría las décadas más inmediatas

                                                                                                                                          
                                                 

                                                  









Leer más...

El censo de la ciencia

Fuente: El Mercurio

Lunes 19 de agosto de 2013

El censo de la ciencia

“Y hay cuestiones de vaso lleno, como el crecimiento en la Región del Maule. Y la sorpresa de que, aunque la astronomía pesa, no es el factor decisivo para que la investigación chilena esté tan bien en el mundo…”

 

 El miércoles pasado, justo antes del feriado sándwich, el Dr. José Miguel Aguilera cerró la presentación del “censo” 2013 de la ciencia en Chile.

Aguilera es presidente de la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica, Conicyt. El “censo” se realiza por segunda vez a gran nivel. Lo hizo “SCImago”, grupo internacional de investigación especializado en cienciometría, o sea, la medición del trabajo y de los resultados de los científicos.

El “Informe 2013”, cuyas principales conclusiones publicó este diario ayer, abarca hasta 2011.

Aguilera cerró con una especie de puñalada. Recordó que después de publicar el “censo” anterior, esperaban una tole tole: discusiones, críticas, proposiciones, gritos y desmayos. (Bueno, no lo dijo tan así). Todos quienes discuten de educación, investigación, innovación podrían haber abierto su boquita o publicado cartas para bien o para mal. (Este diario sí publicó una crónica. Mi amigo el Dr. Jorge Babul también sacó su voz).

Fue casi como en el silencio en la mesa: “Pasó un angelito”.

Aguilera ahora impetró a los cuatro vientos que el informe se discutiera.

Hacía minutos, el Dr. Manuel Krauskopf, el más importante “cienciómetra” del país, había pedido lo mismo… en un ambiente donde la investigación se debate sin datos, donde se trazan políticas basadas en impresiones, donde parece que domina el vaso medio vacío.

Recordó el estudio que acusó al 83% de los chilenos de ser desconfiados. ¿Cómo vamos a avanzar así? Los datos nos muestran el vaso medio lleno. Y la ciencia chilena puede seguir avanzando, pero siempre que haya un ambiente positivo.

Citó a un investigador de Brasil: les preguntó a científicos cuándo habían vivido los momentos más felices. Resultó que los períodos más felices habían sido los más productivos.

Es difícil que la ciencia pueda crecer si falta un clima que la valore, dijo Klauskopf.

El Informe/censo 2013 es un libraco de 297 páginas, se puede bajar de la página de Conicyt (o en www.informacioncientifica.cl). Aunque no se lea entero, destacan algunos resultados. Por ejemplo, Valparaíso por primera vez superó a Biobío en productividad científica, lo cual le debe caer como puntapié en el ombligo a la Universidad de Concepción.

O, por ejemplo, la Región Metropolitana, que es la que más produce, aparece teniéndoles “barra” a algunas regiones y despreciando a otras.

Y hay cuestiones de vaso lleno, como el crecimiento en la Región del Maule. Y la sorpresa de que, aunque la astronomía pesa, no es el factor decisivo para que la investigación chilena esté tan bien en el mundo.

De hecho, Chile ocupa el lugar 27 en el escalafón que contabiliza las veces que un artículo ha sido citado, en promedio, por otros. Estamos delante de China, Japón, Corea del Sur y toda América Latina, salvo Argentina.

Tres desafíos plantea el informe: crecer en cantidad o calidad, focalizarse o no en campos vitales para el desarrollo, centralizar o regionalizar.

Aguilera desafía a todos a discutirlo… con datos frescos en mano.

Leer más...

Trailer VidaConCiencia 2da temporada

 

 

Segunda temporada del ciclo VidaConCiencia. Serie documental científica que te acerca a la vanguardia en investigación sobre el cerebro y el comportamiento humano. En ocho episodios verás lo más novedoso en el campo de la neurociencia.

Leer más...

Escolares de Quillota se deleitaron con la charla “Exprimir mi cerebro puede ser divertido”

Fuente: www.explora.cl

Satisfechos se mostraron los alumnos que tuvieron la suerte de escuchar a un experto en neurociencia.

Una interesante y divertida clase de neurociencia tuvo un grupo de alumnos de Quillota que este miércoles 7 de agosto asistió a la Casa de la Cultura de Quillota para escuchar la charla “Exprimir mi cerebro puede ser muy divertido”, que se enmarca en la exitosa iniciativa del Proyecto EXPLORA Valparaíso ¿Qué Tienes en mente?

El expositor fue el Dr. Carlos González, investigador del Centro Interdisciplinario de Neurociencia de la Universidad de Valparaíso, quién dio una cátedra ejemplar a los alumnos que dejaron por unas horas de lado sus estudios de básica y primeros años de enseñanza media, para envolverse en materias que parecen ser más universitarias pero que en un lenguaje amigable lograron comprender.

La jornada que se realizó fue en base a la historia personal del expositor y en cómo éste llegó al apasionante mundo de las ciencias.

Durante el encuentro, el Dr. González contó, mediante simples ejemplos, cómo se genera la electricidad en nuestras mentes, cómo funciona, cuáles son las moléculas que sustentan esta electricidad dentro de los sistemas biológicos y cómo funcionan capacidades como la memoria y el aprendizaje.

Al lugar asistió el Coordinador Comunal EXPLORA en Quillota, Esteban Bulnes, el Coordinador Ejecutivo del Proyecto Asociativo EXPLORA CONICYT en la Región de Valparaíso, Rodrigo Huilipang, profesores y estudiantes de la zona.

El Dr. González tiene estudios de neurociencia en Chile, en la Universidad Estatal de Moscú y en Estados Unidos.

Leer más...

Premio Nobel expuso hoy en simposio del CINV

Ver: www.24horas.cl

Todo como parte de un simposio de neurociencia organizado por el Centro Interdisciplinario de Neurociencia de la Universidad de Valparaíso. Invitados internacionales darán vida a este encuentro que es un verdadero privilegio para los amantes de la ciencia.

hsgdhdbxbbbv

Leer más...

Nobel de Medicina destacó el alto nivel de la investigación en neurociencia que realiza el CINV

Fuente: www.uv.cl

Estudiantes de pre y postgrado, científicos y académicos de todos los centros de neurociencias del país y carreras afines, participan en el simposio “Neuroscience Meets Valparaíso”, organizado por el Centro de Neurociencia de la UV.  Erwin Neher fue el invitado de honor del encuentro.

Leer más...

Moscas, gusanos y mariposas conquistan a científicos de Chile y América Latina

Fuente: El Mercurio

 Tres chilenos se propusieron ampliar el uso de invertebrados en laboratorios de la región. Aquí explican por qué.

Diminutas moscas del vinagre ( Drosophila melanogaster ) aparecieron frente a los ojos de Yuly Fuentes, bioquímica de la U. de Concepción.

Leer más...